Día de los fieles difuntos diferente

Celebración distinta

Este año, las circunstancias nos hacen tener que recordar a nuestros difuntos de manera diferente.

Este año nos encontramos con que, aquí en Querétaro, no estarán abiertos los panteones y esto nos hace tener que recordar a nuestros difuntos de manera diferente.

A muchos, esto les provoca conflicto o tristeza por la necesidad de estar cerca de nuestros seres queridos que ya no están entre nosotros.

Es importante hacer conciencia que para lograrlo no es necesario estar físicamente en el lugar donde están los restos de nuestros seres queridos, aún así es un símbolo de presencia y fidelidad que tiene un gran arraigo en nuestra cultura y que indudablemente une a las familias.

Pero este año tiene que ser diferente por eso que aquí te dejo mis 5 Tips para lograr recordarlos a pesar de las restricciones que la pandemia nos ha impuesto.

PRIMERO. Busca fotos que te los recuerden.
Pueden ser fotos o algunos detalles o signos especiales de cada uno de nuestros seres queridos, así será más fácil traerlos a nuestra memoria.

Sé que es difícil olvidarnos de ellos pero los signos nos ayudan a estar más cerca.

También son importantes estos signos para que los más jóvenes de la familia tengan una imagen fresca y clara de cada uno de ellos.

SEGUNDO. Pongamos un altar para tenerlos en un lugar especial al pie de la cruz de Jesús y con María.
Es una tradición poner en este altar comida y cosas que les gustaban a nuestros difuntos, pero yo voy más allá y les propongo poner en ese altar un crucifijo y una imagen de la Virgen María como signo de nuestra fe y esperanza de que estén gozando de la presencia de Dios o por lo menos bajo la protección y cuidado materno de María.

Además, por la comunión de los santos, debemos seguir rezando por ellos para que, si están aún en el purgatorio, nuestras oraciones les ayuden a llegar a la presencia de Dios.

TERCERO. Organiza momentos de diálogo en familia para recordarlos.
Sé que estamos viviendo tiempos nuevos y difíciles en materia de convivencia pero también es una realidad que existen mucho medios para estar en comunicación a la distancia.

Sería genial organizar alguna reunión familiar por videoconferencia para orar por nuestros seres querido y recordarlos a manera de homenaje.

Es muy fácil rezar el rosario en familia por ellos y también podemos ponernos de acuerdo para ver la misa todos al mismo tiempo, solo es cuestión de ponernos de acuerdo.

Es bueno tener en cuenta que no sólo este día podemos hacer todo esto, sino que podemos organizarnos para hacerlo periódicamente.

CUARTO. Ofrezcamos nuestro día por ellos.
Es importante tomar conciencia de que con tiempo de calidad y dedicación podemos suplir la visita física al lugar donde descansan nuestros seres queridos.

Es básico hacer caso de las indicaciones que las autoridades nos dan, pero si dedicamos nuestras actividades cotidianas, nuestras oraciones y estamos dispuestos a ofrecer algún sacrificio por ellos, podemos honrarlos adecuadamente y mantener la tradición viva.
Podemos organizar un ramillete espiritual familiar donde pongamos todas nuestras oraciones y ofrecimientos para ellos.

Y QUINTO. Oremos por ellos siempre.
Una de las cosas que quiero compartir con ustedes es que no necesitamos un día especial para recordar a nuestros seres queridos que ya han partido a la casa del Padre, debemos hacerlo de forma cotidiana.

Las oraciones son regalos que les podemos dar fácilmente y que debemos estar dispuestos a hacerlo a diario.

Podemos acostumbrarnos a ofrecer nuestras acciones cotidianas para que nuestros seres queridos tengan la gracia de estar ya en la presencia de Dios.

¿Y qué pasa con nuestras oraciones si ellos ya no las necesitan? Pues, por la comunión de los santos, se aplican a las almas del purgatorio que más lo necesitan; así que nada se desperdicia.

Es por esto que debemos orar con confianza y esperanza por ellos, sabiendo que cada oración los puede acercar más y más a la presencia de Dios.

Y de pasada los mantenemos presentes en nuestro pensamiento y en nuestro corazón.

Por cierto, les recuerdo que se puede lucrar la indulgencia para los fieles difuntos si oramos por ellos y seguimos los lineamientos que nos dan para obtenerla, este año es especial también en esto.

Por si no los conoces aquí te los comparto.
Colocarse frente a una imagen de Jesús y de la Virgen María y rezar cualquiera de estas oraciones: laudes y vísperas del oficio de los muertos, el Santo Rosario, la Coronilla de la Misericordia, leer la Biblia durante media hora o hacer una obra de misericordia.

Además es requisito indispensable cumplir estas tres condiciones en cuanto te sea posible: confesión sacramental, comunión eucarística y oración por las intenciones del papa.

 

Te puede interesar: Quema de iglesias

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de voxfides.com

@voxfides